Temen que medidas de Trump desaten una peligrosa guerra comercial

  • Fecha: 2018-03-27
  • País: USA

Las medidas anunciadas recientemente por el presidente Donald Trump constituyen un preludio a una guerra comercial que podría causar estragos para toda la economía mundial, advierten expertos.

Los mercados financieros mundiales se han visto zarandeados por los temores de que el enfrentamiento comercial entre Estados Unidos y China -- las dos economías más poderosas del mundo -- provocará el caos en la economía mundial.

Entre jueves y viernes el promedio industrial Dow Jones perdió un total de 1,150 puntos, luego que Trump enrumbó su gobierno hacia las restricciones a las inversiones chinas en Estados Unidos y allanó el terreno para imponer aranceles a los productos chinos por un valor de $60,000 millones.

“Hay que estar sumamente preocupados”, estimó Bryan Riley, director de una agrupación conservadora llamada National Taxpayer Union's Free Trade Initiative (iniciativa de libre comercio de los contribuyentes). "Es muy posible que esto degenere en algo que ninguno de los dos países desea”.

 

Las sanciones develadas el jueves por Trump buscan castigar a China por plagiar la tecnología de empresas estadounidenses, y por obligar a esas empresas a entregar tecnología a cambio de tener acceso al mercado chino. El anuncio se hizo tras una investigación de siete meses realizada por la Oficina del Representante Comercial de Estados Unidos en torno a las tácticas usadas por China para tratar de superar a Estados Unidos en el ámbito tecnológico.

“China no ha estado respetando las reglas de juego”, dijo Stephen Ezell, director de innovación en la institución académica llamada Information Technology & Innovation Foundation (Fundación para la Innovación y la Tecnología Informática).

China amenaza con represalias

Impertérrita, China amenazó con lanzar represalias si Estados Unidos aplicaba tales medidas.

El viernes el gobierno chino publicó una lista de productos estadounidenses -- entre ellos manzanas, vinos y acero -- que estarían sujetos a aranceles en una disputa aparte. Esa disputa se basa en una serie de aranceles que Trump impuso este mes a las importaciones de acero y aluminio.

"No queremos una guerra comercial pero no le tememos tampoco”, dijo Hua Chunying, vocera del Ministerio de Relaciones Exteriores de China.

Las consecuencias serían más graves en el sector tecnológico comparado con el sector más convenciones del intercambio de metales. La capacidad de una nación industrial de controlar las innovaciones tecnológicas es vital para su expansión económica.

“Si China domina las industrias en el futuro, será muy difícil para Estados Unidos tener un futuro económico”, estimó Peter Navarro, asesor comercial de la Casa Blanca.

Las tensiones comerciales están surgiendo en momentos delicados. La economía mundial acaba de salir de la Gran Recesión. Varias regiones del mundo están por fin registrando un robusto crecimiento económico. El crecimiento económico mundial, según estimados, será de 3.9 por ciento este año, un nivel que no ha tenido en siete años. El año pasado el comercio mundial ascendió en 4.2 por ciento, su mejor cifra desde el 2011.

Algunos expertos temen que la disputa en torno a las innovaciones tecnológicas degenerará en una agria guerra comercial entre las dos economías más grandes del mundo.

 

Fuente: http://www.elnuevoherald.com/noticias/finanzas/article206688794.html